Thursday, February 22, 2007

Los niños no nacen inteligentes, se hacen durante la vida

Mariana tiene una personalidad muy fuerte. Una cosa que le han costado mucho a Jenny es que no le gusta que le toquen las manos. Sí, la bebé (con Down y todo) tiene su personalidad. Jamás creí que mi hija fuera a expresar con tanta energía o enojo cuando algo le gusta o disgusta. Cuando Mariana recién había nacido, alguien (un poco ignorante) me dijo que los niños Down vivían en otra dimensión y que no era posible tener contacto con ellos. Pienso que se refería a los niños con autismo, y aún es una opinión desinformada.
Como puede verse en las fotos, Mariana sonríe mucho. Y su sonrisa no es una sonrisa de un niño con retrazo mental. Su mirada tampoco. Mariana, como la mayoría de niños Down adecuadamente estimulados, presentan una inteligencia normal.
Los neurólogos, psicólogos, educadores y demás, hasta ahora han comenzado a aceptar que la inteligencia no es algo con lo que se nace, sino que es un producto social. Es decir: se crea y se potencia durante el proces de desarrollo humano. Cuántas veces no hemos visto a niños normales, cuyas capacidades han sido disminuídas por desnutrición, enfermedad, falta de educación. Pues bien, a nuestros bebés nada de eso les hará falta. No existe entonces motivo alguno por el cual no puedan incorporarse a un colegio normal, ir a la universidad, realizar trabajo intelectual, casarse, tener hijos. Bueno, yo le apunto al 100 y esto segura que con Mariana es imposible equivocarse.
Posted by Picasa

4 comments:

patty said...

Para que te des cuenta que estoy al tanto de todos tus comentarios, contesto, es cierto ellos son tan regulares como los otros, y además ahoras las personas de los Colegios tienen la disposición al 100% de integrarlos a sus Colegios comoEj: está Los Peques donde tenemos a Ma. Andrea, Bethania, Santa Teresita, Village, son los que al momento yo se, aunque todos los spicologos concuerdan, en que al momento que ingrese un niño con Down al colegio regular que es lo mejor, sea un colegio pequeño, para que se habitue sin ninguna complicación,

Vanessa said...

Así vi Patty, inmediatamente pusiste un comentario! Fijate que de los casos que he visto, el niño no ha sido el problema, sino los papás que les ponen trabas, y es una pena. Hay que tener cuidado también con algunos colegios, que prometen integración y lo único que hacen es permitir que los niños Down compartan el recreo con los niños regulares. La integración es muuuuuuucho más que eso, es la normalidad absoluta. Ya me voy a informar del tema y te cuento. Un abrazo.

Vanessa said...

Así vi Patty, inmediatamente pusiste un comentario! Fijate que de los casos que he visto, el niño no ha sido el problema, sino los papás que les ponen trabas, y es una pena. Hay que tener cuidado también con algunos colegios, que prometen integración y lo único que hacen es permitir que los niños Down compartan el recreo con los niños regulares. La integración es muuuuuuucho más que eso, es la normalidad absoluta. Ya me voy a informar del tema y te cuento. Un abrazo.

Vanessa said...

Así vi Patty, inmediatamente pusiste un comentario! Fijate que de los casos que he visto, el niño no ha sido el problema, sino los papás que les ponen trabas, y es una pena. Hay que tener cuidado también con algunos colegios, que prometen integración y lo único que hacen es permitir que los niños Down compartan el recreo con los niños regulares. La integración es muuuuuuucho más que eso, es la normalidad absoluta. Ya me voy a informar del tema y te cuento. Un abrazo.